Tema del mes: Alimenta a los pájaros

Marzo 2019
Las actividades y acciones de un sabio o líder a menudo son observadas y repetidas por la mayoría de las personas comunes y caminan en los pasos del líder. Y cualquier norma que establezca el sabio mediante actos ejemplares, el resto del mundo lo sigue.

Bhagavad Gita 3.21

 

Para traer más alegría a tu vida, cuelga un comedero para pájaros fuera de tu ventana lleno de semillas de pájaros orgánicas, o coloca algunas semillas o migas de pan en el alféizar de una ventana. Lleve consigo una pequeña bolsa de semillas y alimente a las aves en su camino hacia el autobús o el metro o donde quiera que vaya.  

¿Por qué alimentar a las aves? Cuando alimentas a las aves silvestres, aseguras kármicamente que siempre tendrás suficiente para comer y que lo salvaje no morirá dentro de ti. Tanto las aves como todos los animales salvajes están teniendo dificultades para sobrevivir en un mundo dominado por seres humanos egocéntricos.Cuando alimentas lo salvaje en otro, lo mantienes vivo dentro de ti. La mayoría de las personas asumen aves, siendo salvajes, saben cómo cuidarse a sí mismas y sienten que cuidarlas no debería ser nuestra responsabilidad. Pero el hecho es que hemos destruido o contaminado la mayoría de los bosques y campos silvestres donde podrían haber encontrado una gran cantidad de alimentos nutritivos. Las aves requieren tan poco para vivir (unas pocas semillas orgánicas y un par de gotas de agua dulce) puede que no sea mucho, pero puede significar la diferencia entre la vida y la muerte para una persona emplumada.

Podemos pensar que los actos compasivos de bondad son actos de caridad que solo benefician a otros, no a nosotros mismos, que dar solo agota al donante, infringiendo nuestro tiempo y dinero. Pero, en realidad, la ley del karma asegura que todo lo que damos volverá a nosotros muchas veces. El secreto de la riqueza es dar generosamente a los demás. Cómo tratas a los demás determinará cómo te tratan los demás; Cómo te tratan los demás determinará cómo te ves a ti mismo; Cómo te ves a ti mismo determinará quién eres.

Cuando te ves a ti mismo como pobre, no teniendo lo suficiente como para poder compartir y ser generoso con los demás, plantas semillas para verte a ti mismo como una víctima de la pobreza con una excusa para ser tacaño y egocéntrico, y eso se convertirá en tu realidad. A medida que continúas alimentando esa percepción de ti mismo. Usted tiene una opción: si desea verse a sí mismo como un ser iluminado o, al menos, una persona feliz, amable, agraciada y generosa, ese proceso comienza con tratar a los demás con amabilidad. Si quieres deshacerte del mundo de la codicia, debes destruir las semillas en tu propia mente que hacen que la codicia aparezca en el mundo. En otras palabras, debe hacer todo lo posible por ser amable con los demás, cuidar de los demás como si fueran su propio yo.

El otro centrado es el secreto para superar la enfermedad del egocentrismo. Pon a los demás delante de ti mismo. Preocúpate más por la felicidad de los demás que por tu propia felicidad.   La amabilidad es la clave de la felicidad.

Cuidar a los demás es una forma segura de aumentar tu propia felicidad. Cuando hacemos cosas con la intención de hacernos felices ante todo, solo incrementamos nuestra identificación con nuestro pequeño ser: nuestro cuerpo, mente y personalidad. Las prácticas como alimentar a las aves lo ayudan a abandonar sus preocupaciones egocéntricas y a volverse más centrados en los demás. Estar más centrado en el otro expande tu sentido del yo y aumenta la verdadera autoconfianza.  Si observas a personas infelices y deprimidas, por lo general encontrarás que siempre están obsesionadas contigo mismo. La clave para elevarte a ti mismo es hacer lo que puedas para elevar la vida de los demás.

Más temas:

Yoga Puebla